lunes, 24 de noviembre de 2008

“De los Cobos”, según Montaigne


.
La 125 fue como un penal, en el cual alguien pateó al arco, el arquero se tiró para un lado, pero la pelota pegó en el palo y salió. El héroe fue el palo. Así es la figura de Cleto Cobos, un ser sin convicción ni sentimiento en el cual la realidad lo ubica justo donde va a ir la pelota. En principio pensé que el tipo tenía una mente maquiavélica y vio la posibilidad de abrirse en un momento complicado, y se bajaba del barco antes de que se hunda. Pero la racionalidad de la rata del barco no se aplica en este caso. Si Cleto fue como el travesaño que atajó el penal, no fue por conveniencia o sentimiento (argumento que él mismo había utilizado en la famosa frase: “mi corazón dice otra cosa), sino por simple cobardía. Su tembladera a la hora de votar, el argumento de que había hablado con la hija, y la falsa excusa del “diálogo y el consenso”, son una suma de galimatías que no explican el fondo de la cuestión: el voto fue por cobardía. Si hubiese sido por conveniencia, después del voto, la renuncia heroica era el camino más rápido hacia la cumbre de desertores honestos, un “Martín Fierro” burocrático o algo parecido. Si hubiese sido por sentimiento, seria un romanticismo de formas pero sin contenido romántico. Si el voto hubiese sido por sentimiento, seguramente la renuncia hubiese sido más gloriosa, con lágrimas, abrazos y una que otra declaración acorde al acontecimiento. Pero, desde que me enteré de que Cobos sólo renuncia si la gente se lo pide por plebiscito, ahí noté de su cobardía; no se anima a renunciar y bancarse lo que viene. No tiene los famosos huevos del toro de la rural, es un soldado que raja a la primera baja o al primer estruendo de bomba del enemigo. Lo contrario de la cobardía es la temeridad, y el término medio de estos extremos es la valentía. Esto enseñaba Aristóteles a su hijo Nicómaco. Así como hubo en las batallas, guerreros héroes, pero temerarios, en la historia también hubo cobardes que llegaron a ser reyes, el caso más conocido fue Luis XVI de Francia. Ahora, para que un cobarde no quede como héroe hay que evitar que quede como víctima, por eso Montaigne sostiene en uno de sus ensayos, qué hacer con los cobardes. Este filósofo sostenía que a los cobardes no hay que condenarlos a muerte, sino sumergirlos en la ignominia y la vergüenza. Según comenta Montaige, el legislador Carondas (según comenta Aristóteles en la Política, Carondas creó la ley contra los "testigos falsos" “1274b”) condenaba a los cobardes a que se expusiesen vestidos de mujer durante tres días en la plaza pública. En la etapa anterior al mismo Montaige, a los cobardes se les quitaban los títulos de nobleza, dejando a los herederos fuera de todo círculo aristocrático. Para que no se entienda mal, lo que interpreto por “ignominia” en este caso hay que traducir “fuera de lugar”, o “desubicado”, “ponerlo incomodo”: donde digo “vergüenza”, digo “ridículo”, y donde digo “no condenar a muerte”, digo “evitar la victimización” y la posterior renuncia. Si lo condenamos a la renuncia, lo convertimos en héroe, en cambio si lo dejamos donde está, va a ser un palo de luz, aunque si, un poco molesto. Por el momento Cobos esta quedando en el ridículo de la política, los opositores ya le pinen cualquier cosa, también está desubicado, ahora hay que evitar que quede como víctima.
..............................................
Montaigne, Ensayos completos, Folio, pag 39. Libro uno, cap. xv, "Del castigo a la cobardía".

6 comentarios:

Surito dijo...

Estoy de acuerdo. Quiero agregar que esa cobardía es muestra de irresolución: "mi voto es no positivo". Y como dice Dumas en Los 3 mosqueteros, a los reyes irresolutos se los echa. Así que ya sabe si llega a ser "rey". Hay ejemplo reciente.
Un saludo.

pupi espinoza dijo...

Un abrazo Goliardo.
Estoy con una compañera de Chile que es ahora lectora tuya.

Hola Goliardo, saludos y hasta siempre.
Perla.

Goliardo dijo...

Ultima encuesta dde Perfil:

"Dada la mala relación entre Cristina Kirchner y Julio Cobos, ¿qué debe hacer el vice-presidente?

Debe renunciar. (1691)........18%
Debe enfrentar un plebiscito para que decida la gente. (500)......5%
Debe seguir hasta el final de su mandato. (6849).....75%"

Fuiste Cobos, te vas a tener que desgastar en la vice.

Anita M. dijo...

Estoy de acuerdo con este análisis y me parece que la Presidenta Cristina lo tiene bien en claro. De ninguna manera le va a pedir la renuncia por más que "el cobismo" eche a correr rumore. Me gusta mucho tu blog, compañero.

natanael amenábar dijo...

Dos cosas Goliardo.

1- Me parece una buena idea vestirlo de mujer tres días en plaza pública.

2- Me parece que su idea es la contraria, no busca cobardemente que lo empujen a renunciar. Para mi busca que lo mantengan en el cargo, porque sabe que esa elección señala eso, y que su cobardía sea sostenida por la opinión pública, porque si renuncia lo verían a la larga como el virrey Chacho II.

Un lujo de texto, con coordenadas históricas y prosa precisa.

Un gusto como siempre leerte.

Martín dijo...

Absolutamente.

Por la razón que enunciás, Cobos lejos de ser una molestia es un gusto: el gobierno tiene de rehén a un tipo que desea a la vista de todos tomarse el palo y sumarse al frente opositor ("¿Si todos hacen política pretenden que yo me quede en una maceta?", dijo). Lo que dice Natanael es interesante. Es probable que quiera que la gente lo confirme para salir a decir "¿ven? tengo el apoyo del 70% del pueblo argentino, no importa que en las encuestas venga en picada", o bien, si pierde: "yo soy un respetuoso de las instituciones -no como los K-, y como el pueblo decide que me vaya, me voy".

Es chistoso, porque hoy Clarín argumentó que fué una movida del "cobismo" (ja) para que el gobierno saliera a desmentir su pedido de renuncia. ¡El gobierno nunca lo va a forzar a renunciar! saben que eso sería contraproducente y transformaría a Cobos en un "heroe". Si renuncia por su cuenta hace la gran Chacho y queda como el tujes, y en definitiva está confinado a ser la mascota del gobierno.

Pregunto: ¿no adorarían tener a Macri de vicepresidente haciendo el papel de boludo? ¿o a Lilita? ¿ven como no es tan malo tenerlo a Cleto de vice, despues de todo?

Saludos.