lunes, 15 de diciembre de 2008

Muchacho típico


Peña es un muchacho típico, típico muchacho que vive lejos de fábricas que no dejan respirar. El olor a Fábrica es inaceptable para alguien que huele a pastito de Country, o jardincito de Martínez. También es el típico rebelde cortesano, sarcástico y despreciativo. Su estética se asemeja a la de una idea monárquica, con aire a aristocracia porteña. Mitad bosta de vaca, mitad cultura inglesa.

Es domingo y estoy en Manhattan. Como todos ustedes saben estoy de vacaciones durante todo diciembre y decidí venir a ver obras de teatro aquí.”

Egocéntrico y cursi, cree que todo el mundo sabe lo que hace o deja de hacer. En un reciente articulo, Peña recuerda a Buenos Aires en un tono nostálgico:

“Lo que extraño aquí por ejemplo es el lenguaje de las señas que en Buenos Aires es perfectamente comprendido, común y corriente. Hasta necesario. Para pedir la cuenta en Nueva York hay que esperar que el mozo se acerque a la mesa, le pregunte a uno que es lo que quiere y recién uno contestar: The check, please, y así con todo. Días atrás salimos del teatro, habíamos ido a ver Billy Elliot, el musical, y llovía a baldes. Tuvimos suerte de encontrar un taxi libre y decidimos ir a comer al uptown, esto es Amsterdam y la 80 más o menos, es la zona de los restoranes intercontinentales. Queríamos comer comida china y ésa es la zona. Eran casi las 12 de la noche y muchos de los restoranes, ya que estaba lloviendo, estaban cerrados.”

Es el típico hombre ilustrado que recuerda su “patria” o su pago cuando esta afuera. ojo, su patria, es la oficina de Europa. Suele ser muy sentimental cuando esta lejos, pero cuando regresa, es quejoso, lo que extrañaba, ahora le es intolerante. Los gestos, los chicos de la calle, es lo que detesta; el boludismo, el cholulismo es lo que extraña, no puede tolerar ser desconocido un tipo que se cree el ombligo del mundo. Peña no es nada si no tiene a alguien para demostrarle que es Peña. Es un muchacho típico, cuya familia es la típica, familia “bien” del país.



7 comentarios:

pupi espinoza dijo...

Hola , muchacho,! recien llegamos con Max el catalan cro. de Libres del Norte y nos encontramos con la canción de Joan Manuel imgínate la emoción comiento fuet de cataluña y escuchándote en boca de muchacha típica.

Ojo con Sandra que es mi preferida.
Abrazos, Pupi Max y la Gata.

Eva Row dijo...

No te olvides de como lo bautizó DElía en aquella conversacíon inolvidable: SORETE. ¿Qué hacés sorete? le dijo. Inolvidable...

Anónimo dijo...

Lo de extrañar el lenguaje de señas me hace pensar que tal vez hemos elevado a ciertos "artistas" porque estamos sordos y mudos. Juan Pablo Peralta. www.portaldelperiodista.blogspot.com

Juan Pablo Peralta dijo...

Lo de extrañar el lenguaje de señas me hace pensar que tal vez hemos elevado a ciertos "artistas" porque estamos sordos y mudos. Juan Pablo Peralta. www.portaldelperiodista.blogspot.com

Marcelozonasur dijo...

Peña representa, como dijo el compañero Delia, la puta oligarquia. Ademas claro, de un porteñismo al 150%. Vive quejandose de todo... por que no se va a vivir a europa entonces?

César dijo...

todo lo que decis sobre peña es cierto y el se caga en todo lo que dicen sobre él. Es un dandy, un artista, tan egosita e individualista que te hace enojar. tómalo o déjalo. D´elia no puede hablar con él porque jamás se entederían. Hablan ambos de cosas distintas. peña es puto, tiene sida, tuvo una infancia jodida, tuvo una adolescencia jodida, se cogio a medio mundo y se lo cogio medio mundo, estuvo solo, siempre solo; el se caga en lo que uds. dicen de él. le chupa un huevo la 125, la soja y la puta oligarquía. Hacer lectura sociológica-política de peña es al pedo. Tal vez, si lo pensas bien, tu compañera presidenta en un diario personal oculto, escribiría sobre NY lo mismo que escribió peña. pensalo.

unKortadoenlaKortada dijo...

peña da pena.
un artista no es impune y el merece lo peor como persona.
De Elias es simplemente un titere que no piensa, no razona y no hace bien al gobierno de cristina