miércoles, 16 de junio de 2010

El nihilismo ha muerto


“Vivimos de todas maneras en el sinsentido, pero si la simulación es su forma desencantada, la seducción es su forma encantada.

La anatomía no es el destino, ni la política: la seducción es el destino. Es lo que queda de destino, de reto, de sortilegio, de predestinación y vértigo, y también de eficacia silenciosa en un mundo de eficacia visible y de desencanto.

El mundo está desnudo, el rey está desnudo, las cosas son claras. Toda producción, y hasta la verdad, apuntan a esa indigencia, y también de ahí procede muy recientemente la “verdad” insostenible del sexo. Afortunadamente nada es profundo, detenta la llave más sibilina, a saber, que “quizá no deseamos desvestirla únicamente porque es a tal punto imaginársela desnuda”."

Jean Baudrillard, De la seducción (últimos tres párrafos)

2 comentarios:

manuel el coronel dijo...

Como para no bancar compañero...maaaamita

Ah, debo leer el texto?

Almita dijo...

había un texto abajo, Manuel... las formas, conserve las formas!!!
:)