jueves, 3 de febrero de 2011

Ella no se olvidó

Siempre demuestro mi nacionalismo más rancio y reaccionario cuando comparo el cine (o parte de él) con el cine norteamericano. “¡Tarntino es un gil!” siempre digo. Si Leonardo Favio fuese un yanqui hoy se le celebraría en el mundo como un genio. Existirían heroinas, muchachotes forzudos con una remera de Favio. Pero no es así, Favio es Argentino y Peronista.

Músico, cantante, poeta, director de cine, peronista; Favio representa esa nueva dimensión, el “necesario” resultado” en lo superetructural de las reformas del primer peronismo. Favio es el resultado del amor/odio de la argentina. Nadie pudo retratar, reflejar, producir una estética como las concernientes a películas como Cronica de un niño solo”, ni hablar de “Nazareno Cruz y el lobo”. Juan Moreyra es una pintura viviente. Observar el toldo con un Moreira rodeado de perros cimarrones y en el fondo la inmensidad de la Pampa. Solo una sensibilidad como la de Favio puede realizar tal escena.

Favio se va. Favio está viejo, enfermo. Favio se está muriendo, y sin embargo tiene fuerza para seguir militando desde su espacio. Favio entiende que en este momento se define la historia argentina. Quizá sea la última posibilidad. Favio lo sabe.

¿Cristina lo sabe?

Ella no se olvidó











7 comentarios:

Unfor dijo...

Totalmente de acuerdo.

Silvia Ca dijo...

Increible Cristina.Inigualable Leonardo

Anónimo dijo...

Totalmente de acuerdo. Como artista, Favio es un buen peronista. Por el contario, Tarantino es un gil porque no es peronista. Y ni hablar de Borges o Cortazar, que son reconocidos internacionalmente porque tampoco han sido peronistas. Y el Che? Vos dirías que encabezó una revolución porque era antiperonista?

Goliardo dijo...

ta lleno de gorilas!

mumi dijo...

cristina es unica, y favio tambien.

oscarfquinteros dijo...

Me resulta un poco antipática la palabra imprescindible, pero en el caso de Favio cobra una dimensión diferente, un hombre que nos entregó lo mejor de si, arte, emoción, y compromiso, y eso se hace dificil por estos tiempos.
Se vo lo va a extrañar mucho...pero mucho. En cuanto a tu pregunta goliardo si Cristina lo sabe, te diría que los más interesados en definir el destino de la republica, somos nosotros, ya estamos grandes ¿no te parece?

Goliardo dijo...

Oscar, era una figura retórica, nomás!