martes, 15 de diciembre de 2009

Sartre y Cooke

Hace rato tengo una idea en la cabeza que no me deja pensar, vuelvo y pienso; agarro mis libros, releo y pienso que el Peronismo no ha sido superado, es más, es insuperable porque aún no han sido superadas las circunstancias que lo engendraron. ¿Hubo un movimiento histórico en la argentina que haya superado al Peronismo en su cambio social, político y cultural? pienso en Yrigoyen y recuerdo a Cooke y su comentario sobre Scalabrini Ortiz:

“Me permito recordar el juicio de uno de los más grandes hombres que ha producido el país, Raúl Scalabrini Ortiz, que afirmó:

́Irigoyen cometió dos errores políticos. el primero fue detener su obra revolucionaria en el umbral del parlamento y permitir que un senado que venía desde el peor oprobio del régimen obstaculizaría su obra de gobierno y su empresa de reivindicación nacional. el segundo fue dejar intacta a la oligarquía, dueña de sus tierras, de sus diarios y de sus privilegios ̀
[1]

Pienso en Sartre, que intentó conciliar la fenomenología y el marxismo, existencialismo y socialismo, individualismo y comunismo. Empresa más que importante para un filósofo que no se resignaba (aún no se resigna, basta leer esa inmensa obra: “Crítica de la razón dialéctica”), a pensar y transformar el mundo. Tópico marxistas que Cooke, también desarrollará en múltiples artículos.

Sartre: Existencialismo y marxismo

Cooke: Peronismo y marxismo
(¿Existencialimo =peronismo?)

Sartre en su incansable, y en una inmensa herejía a la ortodoxia marxista, institucionalizado en el funcionariado estalinista, buscó llenar el agujero de las lecturas más economicistas del Marx del Capital. O como decía con gran ironía:

Valéry es un intelectual pequeño-burgués, no cabe la menor duda. Pero todo pequeño intelectual-burgués no es Valéry. La insuficiencia heurística del marxismo contemporáneo entra en estas dos frases[2]

Cooke también quiso la superación del peronismo, en un movimiento revolucionario:

“En el régimen capitalista, lo material, la posesión de la riqueza, condiciona lo espiritual y lo cultural. La cultura popular será imposible mientras impere el capitalismo; y la teoría revolucionaria es una creación en que se funden los esfuerzos de los intelectuales revolucionarios y los sacrificios y penurias de las masas trabajadoras. El intelectual revolucionarios es aquel que no concibe el acceso a la cultura como un fin en sí mismo, sino como la ventaja que un régimen injusto pone al alcance de unos pocos, y solo tiene justificación en cuanto parte de ese conocimiento sea compartido por las masa y contribuya a que estas se enriquezcan su conciencia de la realidad en cuanto pueda transformarse en acción revolucionaria”. (Universidad y País, 1964)

¿Tan lejos está Sartre y Cooke?

Toda esta zoncera se me ocurrió cuando releí una frase de Sartre, y cambiarle sólo una palabra y buscarle algún sentido:

“El marxismo, lejos de estar agotado, aún es muy joven, está en la infancia, apenas ha empezado a desarrollarse. Sigue siendo, pues, la filosofía de nuestro tiempo; es insuperable porque aún no han sido superadas las circunstancias que lo engendraron” (Crítica de la razón dialéctica, pag 36)

Si algo tienen en común Sartre y Cooke es que los dos estuvieron en el barro de la historia, Sartre, más cerca de Argelia que de Europa, Cooke, defendiendo a balazos el peronismo en el 55 y a la Revolución Cubana en Bahía de los Cochinos en el 61. Otra cosa en común, es que los dos tuvieron a su lado a dos hermosas mujeres.




-------------

[1] Cooke, John Wiliam [1961 ( 2009)], Bases para un programa de liberación nacional, en Obras completas, III, Colihue.
[2] Sartre, Jean-Paul [2004], Crítica de la razón dialéctica, Tomo 1, Buenos Aires, Losada. pag 57

5 comentarios:

Roca genocida dijo...

buen aporte, el peronismo a quedado siempre a un paso de un verdadero cambio revolucionario, y hoy visto a la distancia, ese pasito que siempre le falto dar, se ha vuelto un obstáculo que todavía nos cuesta mucho superar.

grace dijo...

Usté sabe que hace un tiempo estuve a punto de mandarle un mail, pa pedirle que escribiera algo así como lo de hoy: Sartre y el peronismo, Sartre y nuestra realidá nacional y popular. Porque me estoy zambullendo en la obra del Jean Paul, y porque conozco su capacidá filosófica, Goliardo (la suya, eh? que la de Sartre la conoce cualquiera).
Así que: chas gracias. Me ha leído el pensamiento.

Goliardo dijo...

Es un tema amplio, y medio rebuscado, aunque tienen cosas en comun, son dos cosas distinas. tengo los primeros tres tomos de las obras de cooke, y hay articulos de Cooke sobre el debate en torno al marxismo, y en algunos de ellos, cita a Sartre. peretenecen a una generación anterior (el caso de cooke, es asi), que estaba destinada a cambiar el marxismo y superarlo en lo concreto-nacional (cooke). Pero nada termina, mientras siga la injusticia, sartre y cooke estaran presentes en el pensamiento de aquelos que nose resignan a la njusticia.

Charlie Boyle dijo...

Me deje este artículo para mamarlo despacito, me gusta.
Dos cositas. Un movimiento contemporaneo a Cooke y al peronismo pero anterior a Sartre es el nazismo o sus vertiente franquista y fachista.
Estos movimientos entraron como cuña entre marxismo y liberalismo y fueron exterminados por estos en la 2 guerra. Que hubiese pasado si no hubiesen podido exterminarlos y se hubiesen desarrollado superando su etapa militarista y/o violenta.
Tb estos fueron movimientos en donde no se extinguieron las causas que los producieron, que después se hayan ido al carajo es otra cosa.
Que los une a todos ellos mas allá de su trágico final (nazismo-fachismo) o su institucionalización (peronismo franquismo) el formato matricial que los queneró, su relato no lineal.
El khora de Derrida http://www.jacquesderrida.com.ar/textos/kora.htm son no-sujetos hacedores de sujetos, todos ellos son matriciales, fraternales de lógica distributiva.
Me gustaría desarrollar esta idea

Maximiliano dijo...

Muy buen planteo; sería interesante proseguirlo. Yo también al leer algunos textos de Cooke noté una influencia sartreana (en un momento que habla de un principio de cohesión para la lucha obrera e , incluso, en una definición del hombre como "ser en situación").

Por otra parte, coincido en lo dicho con respecto a que Sartre nos posibilita algunas herramientas para pensar la situación latinoamericana y hacer del marxismo una teoría viva, alejada del reduccionismo economicista de algunos interpretes que culmina en un idealismo dogmático. Tanto la Crítica de la razón dialéctica como sus escritos sobre el tercer mundo (principalmente sobre Argelia) son de una gran lucidez y sus planteos tienen una vigencia contemporanea.

Creo que el nexo entre existencialismo y marxismo es de una importancia teórica fundamental, de la misma forma que, en el plano de la praxis, lo es el nexo entre peronismo y marxismo. En ese sentido, Cooke y Sartre son referencias fundamentales para pensar un movimiento nacional y popular.

El existencialismo que niega al marxismo termina siendo pura mística (pensemos en Jaspers, por ejemplo) y el marxismo que niega al existencialismo se transforma en un mecanicismo que poco tiene que ver con la obra de Marx. Al mismo tiempo, un peronismo anti-marxista ya sabemos lo que es (de Lopez Rega a Duhalde o Menem), y un marxismo que reniegue del peronismo es el PC junto a Aramburu o el MST con la Sociedad Rural.

Muy bueno el blog.

Saludos.